top of page
  • Blog Codes

Poblado LA TORRE


El poblado La TORRE es una construcción artificial en forma de espiral cónica, en el paraje denominado como “Torremocha”. Su estructura es de pirámide circular de unos 120 metros de diámetro, alcanzando los 25 metros de altura. En su punto más alto se encuentra una atalaya o torre que es la que le da nombre. Durante el año 1994, un grupo de arqueólogos excavó en la zona de Torremocha, descubriendo un importante castro Celtibérico que pone de manifiesto la importancia que este asentamiento en Codes tuvo en la ruta que unía Teruel con Numancia, en Soria.

Pese a la importancia de este descubrimiento, hay que reseñar que las labores del campo han y probablemente estén destruyendo parte de este poblado. Por la morfólogía del Castro, se han delimitado varios periodos de asentamientos, que abarcan desde la transición de la Edad de Bronce Final al Hierro (s. VIII a.c.), hasta el final de la cultura Celtibérica (s. II a.c.). Un último asentamiento en la atalaya data de la época islámica (s. X d.c.). En el año 2000 la Junta de Comunidades de Castilla La Mancha lo catalogó como yacimiento protegido, pero hasta la fecha no se han realizado más estudios o excavaciones arqueológicas.


EXCAVACIÓN ARQUEOLÓGICA 1994


Detalle de la Calle/Calzada del Casto, con forma de espiral hasta alcanzar la Atalaya del conjunto y totalmente empedrada con grandes losas.



Detalle de una de las Construcciones que configuraban la estructura del Castro. En la actualidad se encuentra cubierto por plásticos y tierra, e integrado en el entorno natural como estaba antes del proceso de excavación arqueológica, no pudiéndose contemplar nada absolutamente.


HALLAZGO DE CERÁMICA CON CABEZA DE CABALLO


Ficha del Museo Arqueológico Nacional - Fuente CERES


Hallazgo de figura animal, encontrado en las Excavaciones realizadas, durante el año 1994, en el Poblado Celtibérico “La Torre” de Codes. Se corresponde con una cabeza y cuello en arcilla de un caballo esquematizado. La crin está realizada con un aplastamiento de la parte posterior del cuello; las orejas son acusadas y el morro presenta forma cilíndrica. Existe la posibilidad de que formara parte de un objeto mayor, como un asa de tapadera o de algún vaso. Esto se ve reforzado por la falta de material en la parte inferior, donde la superficie exterior parece estar cortada de forma regular, quedando un apéndice para, posiblemente, ensamblar la pieza. Fechado por los expertos en el año 300 a.c.



Bibliografía:

-Ficha del Museo Arqueológico Nacional - Fuente CERES

-Colección de Fotografías EXCAVACIÓN ARQUEOLÓGICA 1994 pertenecientes a la Exposición "Usos y Costumbres 1998" (Asociación Cultural AMIGOS DE CODES)


20 visualizaciones0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo

Comments


bottom of page